Segunda parte:

…Durante un lapso importante de mi vida, estuve inmersa en un ciclo recurrente…el desorden me hacía sentir liberada, sin embargo cuando pasaba ese estado placebo, me sentía culpable y terminaba sufriendo literalmente. Cuando creía que había tocado fondo, me daba cuenta de que siempre podía “superarme a mí misma”, pero no porque resolviera la situación, sino por acrecentar el problema. Fui víctima de todo un “sistema de auto sabotaje”. 

Un día toqué fondo. Solo después de eso inicié un proceso de estudio e introspección. Primero me hice consciente de que auto recriminarme y juzgar duramente mis limitaciones me paralizaba. Seguidamente reconocí que invertía mucha energía pensando en el orden,  descubrí que el tema me resultaba familiar y hasta satisfactorio. Y finalmente mi espíritu entendió algo de mucho valor: mi madre me había dado un regalo, yo tenía instalado el chip del orden, entonces no valía la pena seguir luchando contra él!.

Como consecuencia logré reemplazar todas esas emociones negativas y sucedió algo extraordinario: el orden y yo hicimos las paces definitivamente. Ésta comunión se convirtió en un símbolo de reconciliación con mi madre ausente y conmigo misma, mediante el cual acepté y recibí este buen legado, el potencial para ayudar a las personas a ordenar sus cosas, a modificar su actitud y su comportamiento respecto al orden.

Es así que gracias a esa transformación en mi vida surgió “Ser ordenado”.

Gracias madre.

Deja un comentario!


6 commentarios

Camila · 12/05/2018 a las 3:00 pm

Me encanta esta historia y la forma como logras darle la vuelta a una situación para convertirla en algo positivo para la vida. Es por eso que somos nosotros mismos los responsables de la forma como afrontamos lo que nos sucede y en eso, rádica el resultado de nuestra vida. Te felicito Nadia Freire 🏅👌

    Ser ordenado · 12/05/2018 a las 9:01 pm

    Gracias Camila por tus generosas palabras. Bien has dicho, podemos hacer de nuestras experiencias, oportunidades para edificarnos y ayudar a los demás.Un abrazo gigante!

Karen · 18/05/2018 a las 8:09 pm

Me parece importante lo que demarcas entre líneas…el orden es un equilibrio, cualquier exceso negativo.

    Ser ordenado · 18/05/2018 a las 10:01 pm

    Así es. Muchas gracias por tu aporte.La meta permanente es preservar ese equilibrio que mencionas y construir una relación saludable con él. Un abrazo.

Enrique Correa Cardenas · 02/07/2018 a las 1:17 pm

Sin lugar a dudas,despues,de la primera impresion se repuso y dejo de lamentarse y pudo reflexionar para concluir que orden en si es necesario y benefico y facita la accion increiblemente.

    Ser ordenado · 03/07/2018 a las 9:27 pm

    Don Enrique, me encanta su aporte. Hay algo clave en su afirmación y es la “acción”, allí yace la clave y la solución de muchas de nuestras situaciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *